En Blog

Muchos de nosotros hemos oído hablar del uso del ácido hialurónico en cosméticos, ya que se ha convertido en un producto popular por sus propiedades para la hidratación, relleno y renovación celular en la lucha contra el envejecimiento. Actualmente también se está utilizando en el campo de la odontología, en patologías como la periodontitis o la disfunción temporomandibular.

Desde hace algún tiempo, el ácido hialurónico se utiliza para lubricar las articulaciones, mantener la forma del globo ocular y como componente clave para mejorar el tejido conectivo. Inyectado en las articulaciones, actúa como cojín y lubricante, mientras que en dermatología es empleado como relleno dérmico, para hidratar las células y lucir una piel o unos labios más jóvenes.

Otros usos conocidos del ácido hialurónico incluyen a campos tan diversos de la medicina como la reumatología, la otorrinolaringología, la urología, estudios de cáncer y como portador de moléculas de ADN, la cirugía y la cicatrización de heridas, o la oftalmología estética.

El ácido hialurónico y la periodontitis

El ácido hialurónico en odontología, gracias a sus propiedades antiinflamatorias y antibacterianas, se inyecta en encías con enfermedad periodontal para rellenarlas de nuevo. Además, juega un papel clave en la reparación y mantenimiento de este tejido, por lo que contar con cantidades saludables de ácido hialurónico en nuestro sistema, o adquirirlo en forma líquida o en pastillas, puede ayudar a los tejidos blandos a regenerarse y a aumentar nuestra capacidad por mantener una gingiva fresca y saludable.

Los estudios han demostrado que la aplicación de ácido hialurónico en forma de gel puede ayudar a reducir el sangrado gingival y reducir la probabilidad o los efectos de la enfermedad periodontal.

El ácido hialurónico en la disfunción temporomandibular

La disfunción temporomandibular es un trastorno que afecta directamente a la masticación y que reduce drásticamente la calidad de vida del paciente que la sufre. No obstante, optar por la aplicación de ácido hialurónico de forma intraarticular puede mejorar la función de este mecanismo y reducir el dolor, gracias a su efecto lubricante y a la disminución del desgaste articular que otorga esta sustancia.

Asimismo, y desde un punto de vista mecánico, disminuye drásticamente los niveles inflamatorios causados por la disfunción.

Por último, hay que destacar también que el ácido hialurónico es hoy en día un suplemento perfecto para completar tratamientos de ortodoncia o blanqueamiento dental por sus propiedades fortalecedoras.

Si precisas más información acerca de todo aquello que el ácido hialurónico en odontología puede hacer por ti, pide tu cita y pongámonos manos a la obra cuanto antes.

 

Contacta con nosotros

EQUIPO DE LA TORRE
Dr. Manuel J. de la Torre Gutiérrez

Jefe del Servicio de Neurocirugía
HOSPITAL RUBER EQUIPO DE LA TORRE

  • Maldonado 38, 28006 Madrid
  • Juan Bravo 39, 28006 Madrid

CONSULTAS Y CITAS

[recaptcha] Acepto la política de privacidad

DÓNDE ESTAMOS
También te interesará esto

Suscríbase a nuestras newsletters

Solicite la suscripción a nuestras newsletters para recibir nuestras novedades e comunicaciones directamente en su email.

Email *

Acepto la Política de privacidad

Suscripción solicitada con éxito. Gracias.